EVANGELIO DEL DOMINGO
"Te seguiré donde quiera que vayas". San Lucas 9, 51-62.

viernes, 13 de junio de 2014

"MAS TE VALE PERDER UN MIEMBRO..."

“EL Evangelio de Hoy”: Mt 5, 27-32

Lectura del santo evangelio según san Mateo:

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: "Han oído el mandamiento "no cometerás adulterio". Pues yo les digo: El que mira a una mujer casada deseándola, ya ha sido adúltero con ella en su interior.
Si tu ojo derecho te hace caer, sácatelo y tíralo. Más te vale perder un miembro que ser echado entero en el infierno.
Si tu mano derecha te hace caer, córtatela y tírala, porque más te vale perder un miembro que ir a parar entero al infierno.
Está mandado: "El que se divorcie de su mujer, excepto en caso de impureza, la induce al adulterio, y el que se case con la divorciada comete adulterio." Palabra del Señor.

REFLEXIÓN  

¿Cómo te sientes cuando alguien es injusto contigo? ¿Cuál es tu estado de ánimo cuando te roban o intentan robarte algo valioso? ¿Qué piensas de una sociedad mayoritariamente corrupta y desigual? Jesús no interpreta la ley antigua al pie de la letra. Lo que Jesús hace es tomar en cuenta el deseo prohibido de nuestro corazón. Estamos llamados a no codiciar los bienes ni la mujer del prójimo. No es cuestión solo de sexualidad, sino también de justicia, de derecho y de violencia de todo género.

El objetivo último del mensaje de Jesús es que los mandamientos estén al servicio de la vida, la justicia, el amor y la verdad. Las imágenes de la auto-mutilación de los ojos y las manos aluden a que antes de ejercer la violencia sobre los demás, resulta preferible sentirla nosotros mismos. Así tomaríamos conciencia sobre lo que significa hacer el bien a las personas y evitar el mal que no queremos que nos hagan. Que nuestro corazón sea el lugar de donde broten los buenos deseos para crecer en humanidad. La sexualidad, sus conveniencias y implicaciones las iremos manejando de manera más digna y satisfactoria si partimos del principio de fraternidad y no simplemente del deseo inmediato.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario