miércoles, 18 de diciembre de 2013

DIOS ESTÁ PRESENTE, ESCUCHÉMOSLO

 “El Evangelio de Hoy”: Mateo 1,18-24

Lectura del santo evangelio según san Mateo:

El nacimiento de Jesucristo fue de esta manera: María, su madre, estaba desposada con José y, antes de vivir juntos, resultó que ella esperaba un hijo por obra del Espíritu Santo. José, su esposo, que era justo y no quería denunciarla, decidió repudiarla en secreto. Pero, apenas había tomado esta resolución, se le apareció en sueños un ángel del Señor que le dijo: "José, hijo de David, no tengas reparo en llevarte a María, tu mujer, porque la criatura que hay en ella viene del Espíritu Santo. Dará a luz un hijo, y tú le pondrás por nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de los pecados."
Todo esto sucedió para que se cumpliese lo que había dicho el Señor por el Profeta: "Miren: la Virgen concebirá y dará a luz un hijo y le pondrá por nombre Emmanuel, que significa "Dios-con-nosotros"." Cuando José se despertó, hizo lo que le había mandado el ángel del Señor y se llevó a casa a su mujer. Palabra del Señor.


REFLEXIÓN


Dios interviene en el interior de las personas haciéndolas discernir su voluntad. El evangelista San Mateo parece estar diciéndonos que Jesús debe ser llamado Emmanuel, Dios con nosotros. Eso es lo que celebraremos en Navidad, la encarnación de Dios en Jesús, su aproximación a nosotros y a nuestra historia convulsionada por todo tipo de barbaridades miserables y dolorosas. Somos invitados a buscar a Dios en nuestro interior, a escucharle hablarnos en el silencio profundo y misterioso de nuestra interioridad. 

Es la experiencia de José, quien nos sitúa El Evangelio de Hoy, soñando la voluntad de Dios y aceptándola. Nosotros somos más prontos a hablar que a escuchar, eso no nos ayuda a encontrar a Dios y disfrutar de su presencia. Si bien, cuando hay que hablar debemos hacerlo sin tardar, también es cierto que primero hay que saber lo que vamos a decir y en qué medida aportaremos algo positivo y duradero con lo que digamos. José es libre toma la decisión de abandonar su proyecto con María, pero reflexiona, escucha a Dios y reorienta su decisión hacia el verdadero amor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario